¿Cuántos días dura la cafeína en el café una vez hecho?

Uno de los motivos por el que muchos empezamos a beber café, es por su contenido en cafeína, ¿cierto? En ese sentido, es lógico que te preguntes cuánto tiempo dura la cafeína en el café una vez hecho. Déjame arrojar un poco de luz sobre el asunto:

Una vez hecho el café, la cafeína dura tantos días como tardes en bebértelo. Exacto, el café no pierde cafeína por el mero hecho de haber sido cocinado. La cafeína es una molécula bastante resistente que solo se pierde bajo condiciones extraordinarias.

¿El café pierde cafeína con el tiempo?

Todos hemos escuchado en alguna ocasión la frase: «Bébete el zumo que se le van las vitaminas». Y aunque en ese caso la frase puede tener cierto sentido, lo cierto es que la cafeína y las vitaminas no se parecen en nada.

La cafeína no se evapora o se pierde así como así. De hecho, si la cafeína se perdiese sola, ¿qué sentido tendría hacer café descafeinado?

Ahora bien, que el café no pierda cafeína con el tiempo no quiere decir que no pierda sabor. Del mismo modo que hay que tener cuidado al guardar el café molido, hay que tenerlo cuando guardas el café una vez hecho.

Puede que te interese: ¿Cómo guardar café molido de forma correcta?

Pero, ¿qué tiene que ver el sabor con la cafeína? Si llevas un tiempo leyendo el blog, sabrás que parte de ese sabor amargo que tiene el café, procede de uno de los componentes que lo hacen tan especial. Y sí, hablo de la cafeína. Por esto, los cafés con alto contenido en cafeína suelen estar más amargos.

Por ello, algunas personas asocian la pérdida de sabor del café con la pérdida de cafeína. Sin embargo, esto no ocurre así. El motivo por el que el café pierde su sabor una vez hecho es porque reacciona con el oxígeno, oxidándose y perdiendo sus propiedades organolépticas.

Para evitarlo, si haces café y te sobra un poco, debes guardarlo en un bote con rosca, de modo que no pueda entrar el aire. Además, tienes que evitar el frigorífico y los lugares muy calurosos. El mejor lugar para almacenarlo es un cajón o un mueble de la cocina. Con esto, te aseguras de que tu café no pierde ni sabor ni cafeína.

Conclusión: ¿el café pierde cafeína?

En definitiva, no tienes que preocuparte de que la cafeína salga corriendo de tu taza de café. Eso solo ocurre en condiciones extraordinarias, como superar los 230ºC. En su lugar, debes centrar tu atención en evitar que el café pierda sabor y aroma.

Deja un comentario