¿Es malo tomar café si tienes diabetes?

Durante muchos años se pensaba que el café era perjudicial para múltiples enfermedades, entre ellas la diabetes. Pero ¿qué parte de la historia es cierta y cuál ha sido desmentida por la evidencia científica? Eso y mucho más es lo que vamos a contarte en este artículo.

Los estudios científicos han demostrado que tomar café si tienes diabetes no tiene efectos negativos sobre dicha patología en el largo plazo. De hecho, tomar café de forma regular reduce las posibilidades de reducir diabetes tipo 2.

¿Puedo tomar café si tengo diabetes?

¿Pueden tomar café los diabéticos? Definitivamente sí, pero antes de que cojas tu cafetera y prepares una taza de tu bebida favorita, deja que te expliquemos el porque.

Diversos estudios científicos (como este de 2020) han buscado respuestas sobre las posibles implicaciones del café para la salud. Una de las enfermedades estrella de este estudio, era la diabetes tipo 2.

Tras hacer su estudio, llegaron a la conclusión de que tomar café a corto plazo sí puede alterar los niveles de glucosa en sangre, aumentando la sensibilidad a la insulina o disminuyéndola. Pero alejamos la lupa y miramos en el largo plazo (6 meses o más), el café no parece afectar a la sensibilidad ni de la insulina ni del glucagón.

Todo ello, tomando dosis de cafeína inferiores a 400 mg diarios. Las dosis superiores no han sido analizadas en el estudio, por lo que no se pueden obtener conclusiones certeras sobre cuáles son sus posibles implicaciones.

Puede que te interese: ¿Qué café contiene más cafeína?

El café parece no tener efectos adversos sobre la diabetes tipo 2, de hecho, dicho estudio se observó que tomar café de forma regular disminuye las posibilidades de padecer este tipo de diabetes.

Sin embargo, esto solo aplica al café, no a la leche, el azúcar o la miel que utilices para endulzar la taza de café.

¿Cuántas tazas de café puede tomar un diabético?

La cantidad de café segura para los diabéticos no se mide en tazas de café, sino en cantidad de cafeína. Recuerda, el estudio del que hemos hablado usaba dosis de 400mg diarios. En este sentido, y teniendo en cuenta el contenido de cafeína medio de una taza de café, una persona con diabetes podría tomar unas 4 tazas de café de 240 mL.

En esta tabla puedes ver un resumen con los diferentes tipos de café y la cantidad de cafeína que contienen:

Tipo de caféTamaño de la taza (mL)Miligramos de cafeína
Café negro240159
Café americano240101
Café instantáneo24063
Espresso3063
Café descafeinado2402

Conclusión: ¿los diabéticos pueden tomar café?

Las personas con diabetes sí pueden beber café de forma segura siempre que mantengan la dosis diaria por debajo de los 400mg de cafeína (4 tazas de café). Además, la evidencia ha demostrado que las personas que toman café de forma habitual tienen menos probabilidades de padecer diabetes tipo 2.

Deja un comentario